¿te llamamos?

Buscar Ref:
Email
info@casaselectas.es
Tel
91-0805266

Gestión de propiedades exclusivas en Madrid Capital
Calidad de propiedades. Excelencia en el servicio.

Gastos de compraventa como comprador

08/09/2017

Gastos e impuestos a tener en cuenta a la hora de comprar una vivienda:

 

En nuestro anterior post ya explicamos cuáles son los gastos que hay que tener en consideración a la hora de vender un piso o casa

 

Pero conocer los gastos e impuestos que se deben pagar a la hora de comprar una vivienda, es algo que debe ser tomado en cuenta dado que es una de las inversiones más importantes. De media y dependiendo de cada Comunidad, está entre el 8 y el 13% del precio de la vivienda. A continuación te explicamos cuáles son y en qué consisten.

 

  • IVA, en caso de que se trate de una obra nueva, o ITP si es vivienda usada
  • Escritura pública (notario) y a las copias de ésta
  • Inscripción en el Registro de la Propiedad
  • Tasación en caso de hipoteca
  • Escritura de la hipoteca, en caso de que haya
  • Impuesto sobre actos jurídicos documentados
  • Honorarios de la agencia inmobiliaria si se ha contado con una agencia representante

 

¿En qué consisten dichos gastos?


IVA: Sólo si se trata de una vivienda de obra nueva y se compra directamente al promotor. En este caso, es el 10% de IVA del valor de compraventa. Es el 4% cuando se trata de VPO. Puede ocurrir que en una vivienda no haya vivido nadie, pero ya se haya hecho una transmisión a una entidad financiera, por ejemplo, y para el que la compra ya se considera segunda transmisión.

 

ITP (Impuesto de Transmisiones Patrimoniales): Sólo si se trata de vivienda usada. Supone entre un 5 y un 8% del precio escriturado, dependiendo de la comunidad autónoma. En Madrid se paga el 6%. Este porcentaje puede variar si se es familia numerosa, minusválidos o si se tiene menos de 32 años, entre otros factores.

 

Escritura pública de compraventa (Notaría): Certifica el cambio de propietario y, aunque no es obligatoria, es muy aconsejable, ya que sus efectos están regulados específicamente por las leyes y, por lo tanto, son más válidos que las cláusulas incluidas en el precontrato.

 

Esta la debe realizar un notario y sus honorarios, regulados por la Administración, dependen del precio del inmueble, el número de avalistas o la extensión de la escritura. Si se compra mediante crédito hipotecario y no se produce subrogación, hay que realizar dos escrituras: la de compraventa y la de la hipoteca.

 

Todos los notarios de España cobran lo mismo por el mismo servicio, si bien estos pueden hacer un descuento del 10%. (Para las VPO y en las subrogaciones, los precios son más reducidos).

 

Con la escritura pública, el notario aportará fehaciencia y seguridad jurídica de la compraventa. Comprobará la identidad, capacidad y legitimaciones de comprador y vendedor, el estado de la vivienda, el registro de titularidad y cargas y seguridad en la compra, del pago de las cuotas de la comunidad y los datos catastrales, el certificado de eficiencia energética, la cédula de habitabilidad y de los medios de pago. Y el supuesto de VPO en su caso. También advertirá del precio aplazado, de los vicios ocultos y de las obligaciones fiscales, y procederá a la Identificación del Titular Real.

 

Inscripción en el Registro de la Propiedad: Varían según el valor del inmueble, en función de su ubicación y sus características. Las tasas son aprobadas por el Gobierno, pueden consultarse en el Boletín Oficial del Estado y no suelen superar el 1%.

 

En el caso de que esta inscripción la haga una gestoría, se deberá pagar los honorarios de la gestoría. Las tarifas de los gestores no son fijas y, por lo tanto, conviene informarse bien antes de contratar a uno.

 

Impuesto de Actos Jurídicos Documentados: Este impuesto grava los documentos jurídicos necesarios para transmitir el bien y es un porcentaje del valor del inmueble en la escritura. Se paga por firmar en el notario e inscribir en el Registro cada escritura pública. Su base de cálculo en las hipotecas es la responsabilidad hipotecaria y, aunque varía en función del importe, del tipo de vivienda y de la Comunidad Autónoma, va del 0,1 al 1,5%.

 

Honorarios de la Agencia Inmobiliaria representante del comprador: dependerá de la agencia y del trabajo que se haya realizado para el comprador. En caso de que se compre un inmueble en cartera de la agencia, no suele haber cobro de honorarios al comprador ya que en ese caso suele cubrirlos por entero el vendedor. En caso de encargo de busqueda selectiva de un inmueble, la agencia tiene derecho a cobrar por su trabajo que suele partir de un mínimo de un 2% sobre el precio final de venta.

 

Tener en cuenta que si se pide hipoteca el comprador debe añadir los asociados a la contratación de un préstamo hipotecario que explicamos en el siguiente post Gastos asociados a la contratación de una hipoteca

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas nuestra Política de cookies.